Skip to content

Respiro Familiar

Sabemos lo importante que es el descanso y poder desconectar de vez en cuando. También sabemos que para las personas que cuidáis de vuestro ser querido tomaros los descansos necesarios no siempre os resulta fácil. Desde Real de Seseña os animamos a que deleguéis los cuidados regularmente. Es  muy importante el auto cuidado para poder cuidar. Y cuidar es una actividad preciosa pero muy exigente. Es normal que surjan momentos de agotamiento, ansiedad, tristeza, impotencia. Por mucho amor que se ponga en el cuidado, es normal que a veces el cuerpo diga “Hasta aquí”. Lo ideal es anticiparte a ese momento, y programar tiempos de descanso, para poder tomar aire, descansar y seguir cuidando. Si os sobreviene ese momento de malestar emocional o físico es maravilloso tener un lugar de confianza para que el proceso de posponer temporalmente el cuidado sea un tiempo de calma y tranquilidad.

A veces el respiro familiar viene impuesto por circunstancias como una intervención o un proceso de salud de la persona que cuida. En estos casos esta opción también es ideal, ya que podrá dedicar su tiempo a recuperar su salud sin prisa y con la tranquilidad de saber que su ser cuidado está en las mejores manos durante la convalecencia. En estos casos la residencia Real de Seseña se vuelve una ayuda de respiro familiar muy importante tanto para la persona que cuida como para el entorno. Para eso Real de Seseña cuenta con este programa de respiro familiar que te permitirá poderte centrar en tu propia recuperación, descanso físico, emocional o incluso poder dedicar un tiempo placentero al resto de la familia o amigos.

Otro motivo puede ser el respiro familiar por vacaciones. Todo el mundo necesita un tiempo de descanso y esparcimiento. Las personas que cuidamos no somos consientes que esto implica una dedicación de prácticamente el 100% de nuestro tiempo, porque tenemos que estar ahí física o mentalmente todo el tiempo. El podernos regalar unos días de disfrute, de vacaciones, nos ayudará a que nuestro propio sostén se mantenga fuerte. Es importante poder planificar unos días de vacaciones con tiempo. Hablar con nuestro ser querido y explicarle lo importante que es ese descanso para nosotros, y de manera conjunta buscar el mejor sitio para delegar temporalmente esos maravillosos cuidados.